sábado, 29 de enero de 2011

¡ESTAMOS EN EL 2º TRIMESTRE!

Casi sin darme cuenta me he plantado ya en el 2º trimestre del embarazo. Empiezo ya las 15 semanitas y puedo decir que la cosa va mejorando en cuanto a náuseas, ascos y todas esas cosas, de hecho hace días que no em acuerdo del caribán. A lo mejor es psicológico y me ayuda pensar eso de que las náuseas son un síntoma típico del primer trimestre... sea lo que sea, lo bueno es que de momento, y no lo quiero decir muy alto, parece que se han ido.

Yo sigo encontrándome bien en líneas generales, aunque no acabo de curar la infección de orina, y no quiero preocuparme, pero no sé hasta qué punto puede ser perjudicial. Mi médico de cabecera todavía no sabe nada, ya que los resultados de mi analítica no llegaron al centro de salud y me los tuvo que sacar la ginecóloga en el hospita, así que esta semana he pedido cita con mi médico para repetir el urocultivo a ver qué tal. Tuve que interrumpir el antibiótico a los 5 días por un pequeño virus estomacal (que con ayuda del Primperan no hizo mucho daño), y yo sigo con las molestias típicas (sobre todo el escozor) así que se que aún no está curada, espero que el médico de cabecera me recete Monurol, porque así en 3 días estoy lista.

El hierro la verdad tampoco lo estoy tomando, me sienta fatal y eso sí que me da náuseas... aunque creo que a este paso voy a tener que tomarlo sí o sí, porque tengo una anemia muy acusada y tampoco es plan de ir cayéndome por las esquinas de la flojera.

Por lo demás bien, ya que tengo los típicos achaques leves del embarazo, y ojalá todo siga así. Dentro de 2 semanas tenemos la siguiente ecografía y por fin sabremos si es bichito o bichita y le podremos llamar por su nombre.

Los nombres por mi parte están más que pensados, pero no diré nada hasta que no sepamos qué es y tengamos el nombre definitivo, esta vez nada de conjeturas ni de dejar que la gente opine... aunque tengo que decir están casi decididos, sobre todo si es niña, ¡pero no digo nada!

La barriga también sigue su curso, de hecho me noto super barrigona para el tiempo que estoy, por supuesto que no pudo ponerme pantalones normales y la moda premamá ha entrado hace semanas en mi vida, incluyendo el uniforme del trabajo, donde luzco un precioso pichi estilo mesa camilla digno de las más glamurosas pasarelas (apréciese mi tono irónico, jajaja). Y lo que sí noto útlmimante es que por las tardes, sobre todo a partir de las 8, la barriga se me tensa, se infla, recuerdo en el embarazo de Iván que por las noches me ponía como un globo, pero aunque parezca mentira (porque no fue hace tanto) no recuerdo si eso lo notaba a estas alturas o con el embarazo más avanzado.

Iván por su parte sigue sin enterarse mucho, yo creo que aún es muy pequeño para hacerlo. No deja de decir que mamá tiene un bebé en la barriga, me levanta la camiseta, me hunde el omligo hacia adentro (se cree que el bebé está justo ahí) y me da besitos... pero también trepa sobre mí, se sienta, y por mucho que le digo que tiene que tener cuidado con la barriga de mami no acaba de entenderlo, y me da pena porque muchas veces tengo que apartarlo por miedo a que me haga daño, ya que es un poco brutote. Pienso que quizás cuando tenga un abrrigón considerable, y el cambio sea notable, se de algo más de cuenta.

La semana pasada recibí en mi casa el Angel Sounds gracias a una amiga forera, y ahora mismo no lo quiero poner porque considero que es pronto para hacerlo, prefiero esperar unas semanitas... Pero estoy deseando ponéserlo sobre todo a Iván, para que escuche el corazón de su herman@; de hecho lo probé escuchando mi propio corazón, le puse a Iván los auriculares y me decía "¡es el sonido del corasón de mamá!", y desde ese dia me pide a diario que le deje escuchar mi corazón. Me lo como.

Pues eso, todo bien, viento en popa... ¡Y me olvidaba! Los resultados del cribado han salido perfectos, em llegaron a casa por correro a los 5 días de sacarme la sangre en el hospital, y el resultado ha sido riesgo bajo, de 1/9750, así que una preocupación menos. 

Ahora toca esperar con impaciencia, que ya apremia, para saber el sexo... ¿ Qué será, será?

viernes, 28 de enero de 2011

OTRA VEZ LA DERMATITIS ATÓPICA


No hay remedio, y eso que llevábamos meses estupendos y daba gusto verle la piel a mi niño. Pero está claro que los brotes vienen de golpe, sin avisar, aunque pensemos que ya se ha acabado...
Esta vez Iván es más consciente, le pica, se rasca, me dice "ay, ay, ay mamá, tengo pupa en las piernas" y se me parte el corazón de oir sus quejidos y ver si cara de sufrimiento... y le digo "cariño, no te rasques, mamá te echa la cremita". Hoy no ha aguantado ni el baño, y eso que le gusta, pero supongo que le escocerían las heridas con el agua que fue entrar en la bañera y pedirme corriendo que lo sacara.
Así andamos. Y ha sido en cuestón de días, un día la piel seca, otro día algo irritada, y al día siguiente las heridas... Esta semana ha hecho mucho frío y me da a mí que tiene otra vez bronquitis (lo que realmente creo es que nunca llega a curarla), y la dermatitis atópica está directamente relacionada con las afecciones tipo asma y rinitis (ambas presentes en mí y que ya el pediatra me ha dicho que Iván puede haber heredado), así que no me quedan muchas dudas.

Está claro, la dermatitis atópica es una condición de la piel, habrá épocas mejores y otras peores, pero me está quedando muy claro que nunca hay que bajar la guardia, y mucho menos darlo por arreglarlo. Solo espero que esta vez dure poco y las heridas sean poca cosa.

viernes, 21 de enero de 2011

DOS AÑOS Y MEDIO

Y seguimos viendo a crecer a nuestro hijo, a nuestro mayor regalo. Y quien me iba a decir a mí que a estas alturas estaríamos esperando otr@ miembr@ más en la familia que convirtirá a Iván en el HERMANO MAYOR. 
Iván sigue creciendo que da gusto verlo, como es lógico aprende cosas a pasos agigantados, unas nos hacen gracia, otras nos sorprenden y otras a veces nos hacen tener que ponernos serios. Porque sí, no todo son gracias, también hay rabietas y "pulsitos" de a ver quien puede más, a esta edad se dan cuenta de que pueden hacer cosas por sí solos, quieren decidir y no entiende que muchas veces "no puede ser", y se revelan ante eso.
Iván está un poquitín rebelde, pero bueno, no dejo de pensar que es normal y que forma parte de su crecimiento y su evolución.

Habla por los codos el tío, además habla muy bien, es decir, no acorta palabras y frases, si es la primera vez que lo escucha lo repite como puede, pero en cuanto una palabra o expresión se le hace habitual intenta pronunciarlo tal cual. 
Identifica muchas acciones cotidianas como las horas de las comidas, el aseo habitual, los momentos del día, se levanta con un "good morning mamá" y se va a la cama con un "good night, hasta mañana", pide las cosas por favor y da las gracias cuando se le da algo. Aprende rápido y no hace falta repetirle las cosas para que las entienda. Bueno, las prohibiciones sí que hay que repetírselas, pero es más por cabezonería que por falta de entendimiento.

El caso es que sigue estando simpatiquísimo y nos sigue sorprendiendo cada vez que dice o hace algo que no nos esperamos. Así que como regalito os dejo un vídeo casero de ayer mismo, en el que demuestra sus habilidades musicales... ¡de verdad que es para comérselo a bocados!




jueves, 20 de enero de 2011

13 SEMANITAS, NUEVA ECO Y NUEVAS PRUEBAS

He tenido el blog bastante parado estas semanas, pero ha sido creo que por un concurso de pequeñas cosas sin importancia que sumadas me han quitado un poco de tiempo y algo más de ganas. Las fiestas navideñas, el trabajo, no encontrarme demasiado bien y caer enfermos Iván y yo han participado para hacer que el portátil haya estado guardado todo este tiempo.
No obstante no había mucho que contar, estas primeras semanas de embarazo tienen poco misterio, sobre todo porque la barriga todavía no delata el embarazo a simple vista, y una empieza a sentirse "preñada" de verdad cuando parece que se ha comido una sandía.

Iván ha cogido una bronquitis y yo un resfriado con una fiebre que me ha extrañado para un simple resfriado, ya que estuve 2 días con 39,5º de temperatura, escalofríos y tiritonas a la par. Pero todo tiene explicación y luego lo entendereis.

Salvo por los días que he estado mala (aún arrastro toses y mocos que no hay manera de quitarse, es lo que tiene tomar solo paracetamol), en general me encuentro bastante bien, teniendo en cuenta que necesito seguir tomando caribán. Pero parece que el cansancio extremo y el sueño que me vencía hace semanas va desaparaciendo, o quizás es que mi cuerpo ya se ha acostumbrando.
El 18 de enero tenía mi cita en el hospital para la ecografía del primer trimestre, que se hace entre las 12-15 semanas, en mi caso estaba de 13+2. He decir que salí de la consulta muy satisfecha, cosa que en la Seguridad Social pasa en contadas ocasiones. Entré a l ahora de la vista, atendió una doctora joven sin ningún viso de prisa y bueno, las preguntas de rigor. La eco fue abdominal, la ginecóloga se paró bastante, fue poco a poco mostrándome todos los índices importantes en este tiempo de gestación (la presencia de hueso nasa, el pliegue nucal, la columna bien formada, el cráneo, el corazón, el estómago, los brazos y las piernas ya formados...); mi bichej@ estaba boca abajo, en plena siesta matutina, así que con un meneíto con a mi barriga con el transductor conseguimos que nos hiciera alguna que otra cabriola para verle mejor las extremidades. Por supuesto, del sexo nada, como es lógico. El único dato raro es que la placenta en principio está un poco baja, de momento por supuesto no es preocupante, pero no está de más seguir observando. Por el resto, de medidas fantástico, casi 7 cm que corresponde a mi tiempo de gestación, así que perfecto.

De agradecer es que nos dio dos fotos, es raro esto en la Seguridad Social y lo cierto es que realmente no creo que cueste mucho trabajo darla, supongo que dependerá del médico que te toque.
Ya una vez sentada me pide la analítica del primer trimestre para la que me sacaron sangre el 15 de diciembre y que a mi centro de salud no ha llegado por "retrasos navideños"; pero como conservaba el código del análisis la misma doctora me lo pudo sacar directamente desde su ordenador. Los resultados bien a excepción de la sempiterna anemia, esta vez más acusada ya que me hicieron una analítica a principios de diciembre para la mutua del trabajo y no salían tantos valores tan bajos, así que dos ampollas bebibles de hierro al día; además, y hablo desde el 15 de diciembre, infección de orina, que ya me venía yo notando últimamente y pensaba comentárselo a mi médico de cabecera cuando por fin estuvieran los resultados de mis analíticas. Ahí está la explicación de mis fiebres... así que amoxicilina con clavulánico durante una semana y luego a repetir el urocultivo, a ver si ha remitido la infección.

Salí de allí completita, con mi analítica, mi foto y un informe de la exploración, la petición del cribado combinado (me he sacado sangre hoy para ello), la cita para la ecografía de alta resolución (la morfológica de las 20 semanas) y un pliego doble tamaño folio con información sobre esta prueba. Vamos, más que satisfecha por todo en general, y también agradecida, porque acostumbrada a la mala fama de la Seguridad Social y que una salga de allí como si fuera una más del ganado, da gusto ver que no siempre las cosas funcionan mal.

Y bueno, para acabar os enseño a mi bichej@, me ha encantado esta eco porque me he quedado más tranquila, como es lógico, y me ha hecho tanta gracia la postura que tenía mi cosita que me ha dado mucha ternura...



La próxima eco es el 15 de febrero, por el privado, y ahí sí nos dirá el sexo... ¡se admiten apuestas!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
prekes sodui